El lado oscuro de la probabilidad

La necesidad de querer llenar los espacios vacíos del razonamiento con la cosecha propia… produce monstruos. Vemos la imagen de abajo. Leemos perfectamente ‘fooled by randomness’ y no nos equivocamos. La imagen del conjunto es correcta. Llenamos esos pequeños agujeros  y lo hacemos correctamente. No siempre será beneficiosa esta capacidad.

fooled

Nota: es la portada de un libro mucho más que recomendable

Ponemos a participar en un juego de inversiones a dos grupos. Por un lado un grupo de personas que a raíz de haber sido consumidores de tóxicos sufren lesión equiparable a una del área ventromedial del córtex prefrontal. En otro un grupo de personas sin ningún daño cerebral que actúan de control.

El grupo con el daño cerebral obtiene mejor puntuaciones en esta tarea. Obtiene más beneficios que el grupo control. El procedimiento es el siguiente. Se les da a cada participante 20$ que luego les serán conmutados en vales regalo. Se les dice que el investigador lanzará una moneda al aire, si esta moneda sale cara se dará 2.5$ si has invertido 1$. No se da recompensa si no se ha invertido ese dolar y el turno pasas sin más.

¿Por qué la gente con el daño cerebral ganó más dinero que el grupo control? Vamos por partes.

A pesar de que obtuvieron mayor dinero que el resto no hicieron una estrategia perfecta. En el juego propuesto la opción óptima es apostar siempre. Por cada 1$ invertido obtenemos 1.25$ (50% de probabilidad de acierto de 2.5$) pero ningún experimentado llegó a apostar en todas las ocasiones. Nadie logró él desempeño óptimo. El hecho de perder el 50% de las veces nuestro dinero distorsiona nuestra percepción ya que ese momento de perdida pesa más que el momento de la ganancia.

invesntm

Resultados de las pruebas. Nadie hace la ‘inversión’ perfecta pero la gente con lesión en VMPFC lo hace mejor que el grupo control

 

La VMPFC es un área cerebral implicada en varios procesos de la toma de decisiones. Por una parte se ha relacionado su lesión con reducción a la aversión al riesgo además de con cierta ‘miopía’ al futuro.

En esta tarea tanto la reducción a la aversión al riesgo como la miopía al futuro son beneficiosas. De manera intuitiva nos cuesta entender que cada lanzamiento de la moneda es independiente. Cada vez que la moneda es lanzada tiene la misma probabilidad de caer cara que de caer cruz. A nosotros nos parece impensable que después de 5 caras seguidas no salga una cruz. Dotamos de cierta narrabilidad al acontecimiento y nos puede parecer implausible. Además se suma nuestra aversión al riesgo y a la pérdida.Ver como perdemos ese dolar repetidamente nos hace más conservadores. Queremos evitar a toda costa perder.

Podemos hipotetizar que la menor aversión al riesgo de la gente con lesión en la VMPFC  les lleva a tomar decisiones que perciben como menos arriesgadas o que cierta miopía hacia el futuro les impide planificar que la moneda pueda tener un patrón establecido, que en este caso sería correcto.

Obviamente no es la panacea, en otros estudios dónde otras formas de razonamiento son más beneficiosas (Iowa Gambling Task por ejemplo) el desempeño de la gente con esta lesión es muy inferior.

Contra una emoción que puede estropearnos una inversión siempre es mejor sacar una calculadora. No olvidemos que una decisión es razonamiento sumado a señales corporales. No siempre la emoción es un aliado.

PD: Lo bueno de este tipo de juegos de inversión es que es fácil calcular el retorno neto. Lo mismo pasa con lotería ; )

 

 

Bibliografía:

The dark side of emotion in decision-making: when individuals with decreased emotional reactions make more advantageous decisions.Brain Res Cogn Brain Res. 2005 Apr;23(1):85-92.
Shiv B, Loewenstein G, Bechara A.

 

Share

Filed in: Decision making Tags: , , , ,
© 2017 Conductual. All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
Proudly designed by Theme Junkie.